CARTA BLANCA A MARÍA VELASCO

Centro Dramático Nacional - CDN

La obra Primera Sangre se inspira en el secuestro e infanticidio de una niña de seis años acaecido en España en los noventa. Un caso sin resolver, al igual que otros crímenes contra menores en la misma década.

María Velasco (autora y directora del proyecto, coetánea y vecina de la víctima) se hace eco de las fricciones que, como niña, experimentó en ese contexto: una telebasura necrófaga y carroñera que, al mismo tiempo, hipersexualizaba a las mujeres (también a las menores), transformándolas en cuerpo-cosa. Todo ello, en connivencia con un discurso moral y una pedagogía del miedo que advertía de los peligros del afuera (el bosque de los cuentos) y de lo desconocido, aun si la mayoría de los abusos sexuales a menores se produce en el entorno familiar.

La obra es un duelo, pero también un grito contra todas las fuerzas que programan a las niñas y transmutan su vitalidad.

Gracias a un panel variado de ponentes, esta Carta Blanca ofrece un espacio de para reflexionar sobre algunas de las temáticas que sobrevuelan la obra, desde perspectivas filosóficas, psiquiátricas, periodísticas, artísticas… Y, asimismo, para contemplar su resonancia en el presente, prestando atención a nuevas formas de poder y dominación, así como de resistencia.

Modera: María Velasco.

Participantes: Nerea Barjola Ramos, Ana Requena y Tulsa

Período de exhibición

1 abril